sábado, 10 de septiembre de 2011

Dos acontecimientos importantes en la vida de la poco conocida calle Susviela.

Prado, un barrio particular. En el olvidado blog Underground II existe una entrada que narra algunos de los sucesos que acontecen en esas peculiares latitudes.
En esta ocasión, mis queridos lectores, lectoras y otros, narraré para ustedes mis memorias acerca de dos acontecimientos importantes en la vida de la poco conocida calle Susviela.

Lo descubrí en el apogeo de aquel verano de 2003 -siendo exacto, el seis de Enero, día de Reyes-*, cuando tuvo lugar la última "Gran Kermese" de la cuadra, claro que en aquella época no era consciente de la relevancia del evento, ni de su carácter de unicidad, puesto que apenas era yo un púber, mis principales intereses se centraban en jugar a la pelota, cambiar figuritas, la escondida, la mancha pato y la Fórmula 1 (desde 1996 que estoy enfermo con ese deporte), en fin, cosas de niño.
La "Gran Kermese" fue gestada en la tardecita del dos de Enero y exactamente cuatro días más tarde sería llevada a cabo. La organización estuvo a cargo del "pelado URFA" (se lo apodaba así dado que el armenio tenía un apellido de moderada complejidad, Ourfalián, y también por llamarlo de una forma cariñosa) 
En los 4 días previos, se organizó un cronograma informal con las actividades a realizar, los premios a entregar y el dinero a recaudar.
Todos los vecinos aportaron lo suyo, esto lo puedo afirmar debido a que quien suscribe -conjuntamente con amigos- era el encargado de la colecta.
Algo que en el momento pasó desapercibido fue el gran apoyo de los miembros del C.O.C. de la cuadra.

URFA fue designado como encargado principal de la kermese, aprobando juegos, premios y cronograma**, que  surgían de las propuestas de varios vecinos.
Fue así que se estableció que los juegos o pruebas serían: dos carreras (una para niños y otra para niñas),  dos piñatas (una para chicos y otra para púberes), una carrera de embolsados, una carrera con cucharas y huevos*** y algunas pruebas más que mi memoria no supo retener.
Aquella gran kermese reunió a grandes y chicos de toda la cuadra y aledaños, resultando así un evento magno en la historia de la calle Susviela. Todos los vecinos allí reunidos aplaudieron al término de la fiesta, supongo que en parte por la destacada organización y en parte por la nostalgia que les provocaba la fiesta en sí, que a más de uno hizo rememorar viejos tiempos en donde -según cuentan- tales celebraciones eran habituales. 
URFA terminó muy contento, enorgullecido por el éxito del emprendimiento, incluso cambió aquellos tangos algo deprimentes por unas canciones propicias para la ocasión; pero un ínfimo grupo de personas, no se contagió de la alegría reinante.


Doña M., presidenta del C.O.C., no estaba del todo satisfecha con los resultados obtenidos a raíz de la kermese.
Al principio no comprendí su cara de desazón (era yo muy ingenuo, como corresponde, además no tenía información trascendental para comprenderlo) , pero ahora de grande di cuenta de la verdadera relación entre la fiesta y el mencionado organismo.


Antes de proseguir, debo dar cuenta a ustedes de lo que es el C.O.C. Acrónimo de Comité de Observación Contínua. El de la calle Susviela está precedido por la ya mencionada Doña M, y es sub comandado por Doña N y Doña H, señoras de avanzada edad que comparten una afición semi profesional por averiguar todo tipo de detalles acerca de la vida de las personas que residen en los aledaños**** de su morada (en lenguaje coloquial, viejas chusmas ó susanitas).
Hasta el día de hoy, el C.O.C. mantiene sus famosas reuniones vespertinas, que tienen lugar en la base de operaciones del organismo. En dichas reuniones, se comunican todos los acontecimientos del día según el orden de prelación inherente a cada noticia, mientras se comparten mates y bizcochos o galletitas. Una vez expuestas todas las noticias, luego del filtrado*****, se procede a la apertura de la reunión a los vecinos y vecinas colaboradores, con el fin de divulgar los rumores seleccionados. 
Esta apertura es de vital importancia para la cuadra y zonas linderas. Muchos vecinos esperan con ansias la hora de la reunión de apertura, pues son conscientes que instantáneamente tendrán las novedades de todo lo acontecido en la vida de sus pares.
Mas NUNCA un vecino debe enterarse de forma directa (a través del C.O.C.) de lo que se comentó acerca de él o de su familia, dado que esto es considerado poco cortés y demasiado franco. Resulta siempre infinitamente mejor, y bien visto, hablar a espaldas; ese es el leitmotiv del organismo.


Aquella tarde de Reyes, el Comité de Observación Contínua esperaba obtener grandes partidas de datos del gran grupo de vecinos que se habían reunido para celebrar la Kermese, pero por algún motivo extraordinario, especial, casi mágico, no sucedió lo esperado.
Me atrevo a decir que la honesta alegría que había invadido el aire cálido de aquella tarde, opacó todas las pretensiones del C.O.C.


Les quiere Detaquito.-

*si la memoria no me traiciona.
**entre tantas cosas, también se le había asignado la musicalización, no teniendo mejor idea el armenio que la de poner unos poco alentadores Tangos... ¡si, URFA tenía esas cosas!
***cada participante contaba un huevo de gallina que debía ser colocado en la cara cóncava de la cuchara mientras intentaba llegar raudamente a la meta. Cabe señalar que en aquella ocasión, utilicé una cuchara de destacadas proporciones, ciertamente ¡un petit cucharón!
****léase 5 kilómetros a la redonda.
*****algunos chismes eran poco relevantes, secretos, inverosímiles o debían esperar para ser divulgados.

9 comentarios:

andal13 dijo...

¿Y quién ganó la carrera de huevos y cucharas, al final?

Genial el recuerdo; me evocaste las kermeses del colegio (¡Puaj!)

El C.O.C. opera en todas partes; es omnipresente y omnisciente; solo hay que cambiar las iniciales de las doñas (y de algún don, también).

Su dijo...

Levanto la mano en protesta! por la creación de Quino de un prototipo.
Soy Susanita! pero no soy una susanita. :P
Genial relato, saludoss

f dijo...

en la kermesse de la escuelita artigas había una jaula...

abrazzo

f

Cinty dijo...

Ourfalian es hermano padre algo de Anita?? Son los que viven en Cptan Basedas??

Detaquito dijo...

Andal: la carrera terminó en un polémico empate, entre Javier (actualmente pastabasero) y quien le escribe (actualmente idiota).
Por lo visto, las Kermenses de su colegio no eran de lo más preciado!
Y si, cada cuadra tiene su C.O.C., algún día todos los Comites se uniran y será el fin de los tiempos.
Gracias estimada!


Su: No a lugar. Vaya a quejarse con Joaquín. Yo solo hago uso del estereotipo. :P
Gracias estimada!

Detaquito dijo...

f: Eso si eran Kermeses. Varios relatos llegaron a mis oidos acerca las antiguas fiestas.

En fin, Abrazo y buena vida!!!!



Cin: Anita es la esposa de Jorge Ourfalian, hijo del finado URFA. Y si, viven en Basedas.

Cinty dijo...

Imposible...

Ana Lucía Ourfalian - 21 años (casi 22)


Capaz que es el abuelo o algo, no?

Detaquito dijo...

Posible. Confusión mia.
A Ana Lucía la conozco como Lucía.
Creo que Ana se llama la madre (esposa de Jorge)...

Y si, la persona que vos mencionas, es la nieta del fallecido URFA

Cinty dijo...

Supuse :B